miércoles, 8 de diciembre de 2010

La Desdicha del Mundo Libre

Estimado individuo anónimo:

Desde que has nacido tu alrededor se ha ocupado de educarte (adoctrinarte) en hacer el bien (leyes) en lugar de el mal (revelación). En hacer llegar a tu subconsciente una sola idea sencilla y diáfana: "Vives en un mundo libre". Así de prometedor.

Esa maravillosa (letal) frase esconde una infinidad de connotaciones que son peligrosas para tí, amigo. Porque inevitablemente esa libertad está precedida por una represión, eso te han dicho, ¿verdad amigo? Te han dicho que la humanidad ha hecho grandes sacrificios (genocidios) en pos de tu libertad ¿me equivoco amigo? También sabes de sobra tu libertad la protege (gestiona) la democracia (aristocracia) ¿o no? Y seguro que eres plenamente consciente (inconsciente) de tu fortuna (desdicha) ¿a que si?

..............................DESPIERTA......................................

Echa un vistazo a tu alrededor y simplemente observa. No juzgues, no escuches nada, no mires a ningún sitio, no dejes que nada te influya. Sólo observa y saca conclusiones por tí mismo. Te darás cuenta de que tu realidad se desmorona. De que tu mundo es una auténtica burbuja de mentira y distorsión donde LA VERDAD difiere mucho de TU VERDAD. Porque tú NO posees ninguna verdad; TU VERDAD ES SU VERDAD. La de aquellos que TE MANIPULAN día tras día sin que tú seas consciente de ello con el único y desdeñable propósito de despojarte de tu bien más preciado: tu capacidad de razonar. Porque no les interesa que seaz capaz de hacerlo, pues te convertirías en una amenaza para ellos. Para ellos y su privilegiado puesto de poder en la cúspide de la pirámide social.

Así es, amigo. Nada de lo que tus ojos ven o tus oídos escuchan es real. Todo es un inmenso y macabro teatro de marionetas montado expresamente para tí. Para tenerte entretenido (sometido) y que seas tranquilo (obediente). Todo hecho para que los gobernantes, millonarios, caciques y dictadores de tu planeta sigan teniendo todo el poder en sus manos mientras tú, querido amigo, eres libre...

Eres libre para hacer lo que ellos quieran que hagas,
Eres libre para ver lo que ellos quieran que veas,
Eres libre para decir lo que ellos quieran que digas,
Eres libre para pensar lo que ellos quieren que pienses.

Por eso, amigo, tienes que buscar la verdadera libertad. Porque es posible lograrla. Está al alcance de tu mano. Sólo tienes que darte cuenta de algo y hacérselo saber al mundo "libre":
Que la democracia que se te (nos) ofrece es una aristocracia disfrazada,
que tu (nuestra) educación es parte de un adoctrinamiento,
que las leyes te (nos) subyugan,
que te (nos) inculcan que la revelación implica consecuencias negativas
que te (nos) lavan el cerebro con tus (nuestros) supuestos derechos,
que controlan cada paso que das (damos),
que reaccionan a cada amenza que puedas (podamos) significar para su sistema,
que te (nos) someten,
que la libertad que se te (nos) ofrece no es otra cosa que tu (nuestra) mayor desdicha.

El enemigo más peligroso es el que te (nos) hace creer que no es tal cosa. Por eso, querido amigo anónimo es muy importante que veas con tus propios ojos, que escuches con tus propios oídos y que pienses con tu propio cerebro. Quizás algún día puedas ser libre de verdad. Intentémoslo juntos.

1 comentario:

Yo mismo dijo...

Esas mismas ideas y pensamientos las he (hemos) tenido en otros tiempos, pero amigo, el rodillo de esa "democracia" -ahora-, dictadura-antes-, es tan fuerte y tan poderoso que acaba por arrollarte, y aún dándote cuenta es casi imposible evitarlo. Es más fácil y menos complixado " aborregarse" que "rebelarse".